jueves, 29 de abril de 2010

El campeón se desentiende del ataque

Por Cristian Naranjo

Cantaban los Héroes que todo arde si se aplica la chispa adecuada. Y el Barça dispuso de 90 minutos de pólvora ante un equipo encantado de exponerse al fuego. Pero nadie prendió la mecha. No hubiera ocurrido ni jugando hasta el alba. Pues la chispa estaba en el bando contrario, recorriendo las venas sacrificadas de Samuel Eto'o, al que ya ni por actuar de lateral izquierdo se le caen las alhajas. Algo tendrá el camerunés, que embruja cada vestuario por el que pasa. Será el perfume del ganador. Será Esencia de Loewe. En verano no hubo nadie en el entorno azulgrana que cuestionara su venta. Desde esta noche, y formando parte de una plantilla de corte bajo, aspira al cortejo de su tercera Copa de Europa. Ahí es nada. Muy a su pesar no jugará de azulgrana, ni envuelto en la seda de Xavi y compañía. Lo hará rodeado de veteranos y algún que otro descartado, como es el caso de Sneijder. Ambos han encontrado regalo a su propia fe.

El ejercicio de impotencia del Barça es el que explica el reconocimiento al Inter de Mourinho. No hay nada que reprocharle al finalista, pues en todo momento ha sido el fiel reflejo de su entrenador: malo, mezquino, obsceno, grosero. Era previsible que el balón quemara en pies neroazzurri. No lo era tanto que al vigente campeón le pesara la bola. Sobró ansiedad en la mente. Faltó frescura en las piernas. Ni siquiera gozando una hora de superioridad encontró el Barça respuesta al oficio de Zanetti y su tropa. Sin inspiración ni desequilibrio, diluidos Xavi y Messi, sólo Piqué tuvo corazón para seguir creyendo. Por entonces ya era tarde. Malos y reiterados síntomas para el ataque de Guardiola, a quien Ibrahimović sigue respondiendo con partidos tan fantasmales que invitan a Piqué a escalar en solitario el Annapurna.

A estas alturas de curso, y tras quedar fuera de Europa con justicia, se confirma que a este Barça le falta oxígeno. Faltaron fichajes en verano, y los que se hicieron no mejoraron el equipo. Antes al contrario. Se constata que la delantera carece de fuego. Carece de chispa. El mismo Guardiola se la sacó de encima, argumentando en palabras vacías. Esta noche, menos de un año después, el destino le ha devuelto la jugada, recolocando a cada cual en su sitio. Y es que, digan lo que digan, Samuel Eto'o es cosa fina. Etiqueta negra. Esencia de Loewe.

*************************************************************

5 comentarios:

CALIGULA dijo...

Estilos enfrentados 100 x 100.
Quizás fue una cuestión de minutos. El muro de Inter ya estaba más que resquebrajado.

Saludos porteños.

Kun dijo...

Primera vez que entro a este blog. Excelente post sobre el partido del año. Muy bueno.

Saludos,

KUN

Lestat dijo...

mmm... me parece que calificar al inter como un equipo malo es del todo errado, es cierto que no son vistosos, pero malos es excesivo. Por lo demas cuantos equipos juegan como el barça en el mundo 2 o 3 y el resto son todos malos???
Ad+ tienen al menos 2 jugadores q son los mejores del mundo en sus puesto (julio cesar y maicon [y no m vengas con alves por q eso no tienen sustento]).

salu2
http://elfutboldelestat.blogspot.com/

Ps: Etoo es un grandisimo jugador y el Inter un digno finalista.

FUTBOL MUNDIAL 2010 dijo...

http://futbolmundial2010-striker.blogspot.com/2010/03/concurso-mejor-blog-de-futbol-2010.html

Mauro Munilla dijo...

Concuerdo contigo en general, pero creo te faltó tener en cuenta que Barcelona estuvo a un instante de tirar abajo todo el trabajo del Inter, que muchos periodístas clasifican como extraordinario. Al fin y al cabo dependieron de que no se iluminara ningun jugador del Barça y que el juez de linea anulara la jugada previa al gol de Xavi. Y no nos olvidemos que Bojan cabeceó solo.

Saludos
Muy bueno el Blob
archivoexpress.blogspot.com